San Valentín: Al mejor estilo Parisino

Actualizado: 22 de abr de 2018

Desde iluminadas calles y puentes hasta incontables cafés, restaurantes y museos, rodeados de los monumentos más imponentes y fascinantes del mundo, París representa uno de los escenarios más atractivos y románticos para cualquier visitante, en especial durante San Valentín, donde paseos por el río Sena y pequeñas escapadas por los alrededores de la Torre Eiffel son solo algunas de las ideas que reflejan, de la mejor manera, el romanticismo Parisino y aquí te mostramos lo que en definitivo no te puedes perder.

La Torre Eiffel:

Siendo una de las paradas obligatorias, si no la más importante de ellas, es imposible empezar una lista sin que estuviese encabezada por La Torre Eiffel. Desde subir hasta los primeros niveles y disfrutar de sus increíbles restaurantes para un perfecto almuerzo, hasta llegar a la cima y degustar una de las más famosas champañas, es uno de los lugares más interesantes e impactantes para comenzar el día de la mejor manera.


Pont Des Arts:

Uno de los lugares más icónicos de toda la ciudad, el Pont Des Arts es conocido por ser la primera pasarela de hierro donde las parejas colgaban candados en señal de unión eterna, aunque recientemente fueron removidos por causar daños a la infraestructura, este puente sigue siendo una de las paradas más emotivas en la ciudad del amor.


Montmartre:

Uno de los barrios más fascinantes de la ciudad, está rodeado de artistas, músicos y una gran variedad de cómodos cafés, restaurantes y pubs ideal para pasar un rato diferente y más privado, además cuenta con la imperdible Sacré-Coeur, la Basílica del Sagrado Corazón, la cual ofrece una de las más hermosas vistas de todo París.


Cruceros por el Sena:

Ideal para descubrir todos los monumentos que hacen de París la ciudad romántica por excelencia, los distintos cruceros por el río sena  permiten escapar y relajarse a bordo de una hermosa velada, con una surtida variedad de menús, perfecto para hacer de tu experiencia la más acogedora y única posible.


Paseos nocturnos:

Los alrededores de la catedral de Notre-Dame o los largos bulevares de Champs-Élysées están llenos de vida y luces durante la noche, los ritmos de los músicos y los pintores que allí se encuentran lo convierten en el lugar perfecto para unas hermosas fotos, sin duda, estas maravillosas vistas son ideales para perderse en esta ciudad mágica.

Por: María Laura Quintero @mlauraqs

Fotos vía viajejet

THE FASHION RUE.